Adicción

La psicología de los cultos: Cómo atraen miembros

Escrito por Dia García

La psicología que opera a través de los cultos o sectas es completamente fascinante y en muchos casos terrorífica.

Más de una vez te habrás preguntado quién caería con esto, pues existen señales muy evidentes de que estás en un culto y a veces puede ser difícil entender cómo las personas no salen huyendo de allí de inmediato. A continuación hablaremos de la psicología de los cultos, acerca de cómo atraen a los miembros.

Cómo atraen a los miembros

Parece impresionante, pero luego del asesinato masivo en Jonestown (1978) y la masacre en Waco (1993), todavía siguen en auge las sectas y estas continúan atrayendo a nuevas personas.

Desde cultos judeocristianos, pasando por nueva era y terminando con la adoración alienígena, hay de todo un poco en estas creencias, pero todas siguen un mismo patrón con el que atrapan a personas como moscas, y esto implica mucha miel.

Estas son algunas de las formas como las sectas operan para atraer nuevos miembros, incluso a pesar de la mala reputación.

Promueven la ilusión de comodidad

Jon-Patrik Pedersen, psicólogo de CalTech, ha señalado que los líderes de culto a menudo hacen promesas que son totalmente inalcanzables, pero que tampoco son ofrecidas por ningún otro grupo de la sociedad.

Esto va desde la parte financiera hasta la vida eterna.

Satisfacen el deseo humano de respuestas absolutas

En un mundo cada vez más abstracto donde todas las líneas se desdibujan, los seres humanos anhelan la claridad.

Muchas personas se unen a los cultos porque creen que se les ofrece respuestas sólidas y absolutas a preguntas como el bien contra el mal, la religión, el significado de la vida, la política, etc.

Persuaden a personas con baja autoestima

Las personas que se unen a los cultos son personas promedio, de todos los orígenes, edades, clases sociales, etc. Sin embargo la investigación revela que muchas personas reclutadas con éxito por cultos tienen baja autoestima.

Los cultos se centran en ellas porque son más fáciles de descomponer y luego reconstruir en un esfuerzo por enseñarles que el culto es el entorno de apoyo que están buscando.

Los líderes de cultos son maestros del control mental

Los líderes de los cultos convencen a sus víctimas de separarse de la sociedad, renunciar a sus posesiones personales e incluso a su dinero.

Para ello, utilizan técnicas de control mental como la humillación pública, la autoincriminación (táctica favorita del infame líder de culto Jim Jones, requiere que los miembros del culto proporcionen a su líder declaraciones escritas que detallen sus miedos y errores individuales), lavado de cerebro (repiten varias mentiras hasta que a los miembros del culto les es difícil distinguir la realidad) y paranoia.

Mantienen su poder al promover una mentalidad de “nosotros contra ellos”

Los líderes convencen a sus seguidores de que son superiores a los que no pertenecen al culto, les vuelven sus enemigos y les hablan de constante persecución.

Esta mentalidad de “nosotros contra ellos” finalmente lleva a los miembros del culto a aislarse socialmente de sus amigos y familiares. Reemplazan esas relaciones con otras nuevas dentro del culto.

4 Técnicas psicológicas utilizadas por cultos

Estos son cuatro pasos para dejarse atrapar por un culto sin que te des cuenta.

Objetivo correcto

Cualquiera puede caer en las garras de un culto, pero según la investigación las personas más susceptibles son aquellas que están estresadas, emocionalmente vulnerables, tienen conexiones familiares débiles o inexistentes, o viven en condiciones socioeconómicas adversas.

Los nuevos estudiantes pueden ser un blanco fácil porque recién se separan de su familia y todavía están formando su identidad. Asimismo, las personas que han sido abandonadaso maltratadas cuando eran niños pueden ser fácilmente reclutadas porque anhelan la validación que se les negó en su infancia.

Las personas reclutadas en un culto no son enfermos mentales, los cultos son selectivos, buscan a personas relativamente estables que puedan trabajar para reenviar el objetivo del culto y donar dinero.

Bombardeo de amor

El término fue acuñado por los Moonies (Iglesia de la Unificación) y consiste en que una vez que el objetivo ha sido identificado,los cultos inundan a esa persona con afecto, adulación y validación.

El educador de conciencia de culto Ronald N. Loomis describió esta práctica en los campus universitarios como la participación de “un reclutador que se acerca al estudiante y hace todo lo que puede para que el estudiante se sienta especial y único.

Están tratando rápidamente de transmitir el mensaje de que soy tu nuevo mejor amigo. Y van a fingir intereses mutuos para dar la impresión de que comparten muchas cosas en común”.

Aislamiento

El siguiente paso es aislar a quienes se han unido al culto. Primero empiezan con retiros de fin de semana,donde el recluta se sumerge en la ideología del culto en el transcurso de unos días.

Poco a poco, los reclutas no solo aíslan a las personas de familiares y amigos, sino también de la información externa, esto incluye periódicos, libros, televisión, internet. Todo esto es percibido como malo y puede ser incluso penalizado por el culto.

Manteniendo el control

Finalmente, los reclutadores buscan mantener el control del seguidor a través del amor y el terror alternativamente. Cuando las personas están atemorizadas suelen correr hacia un refugio seguro, pero dado que estas han sido aisladas, solo les queda el culto.

De esta manera, los cultos aumentan la dependencia de sus miembros hacia el líder, asegurando que retengan el control.

Cabe destacar también que los líderes agotan física y mentalmente a sus seguidores, con trabajos comunitarios de jornadas interminables. Otros cultos han llegado a usar sustancias alucinógenas o drogas.

Todo esto con el fin de que los miembros no tengan oportunidad de tener pensamiento crítico, para que no cuestionen las patrañas que se les dicen aunque para cualquier persona pensante sean más que evidentes.

Acerca de

Dia García

Licenciada en Letras mención Historia del Arte, escritora creativa e investigadora con buena experiencia en escritura web.

Dejar un Comentario