Pareja Relaciones

Cómo usar la psicología inversa en tu relación

Escrito por Dia García

La psicología inversa es una poderosa técnica psicológica que se puede utilizar para influir en las personas para que hagan lo que tú quieres que hagan, sugiriendo exactamente lo contrario de lo que quieres que hagan.

En el siguiente post te enseñaremos cómo usar la psicología inversa en tu relación actual.

Qué es la psicología inversa

La psicología inversa, como dijimos antes, es una técnica de manipulación utilizada para lograr que una persona haga algo diciéndole que no lo haga o sugiriendo que no debe hacerlo porque probablemente no pueda hacerlo.

Esta técnica está impulsada por el hecho de que al decirle a alguien que es incapaz de hacer algo o que no puede tener algo, está impulsando a la persona a hacer exactamente eso para demostrar que está equivocado y rebelarse contra el sentimiento de que le digan qué hacer.

Esta técnica se basa en un fenómeno psicológico llamado reactancia en el que una persona tiene una reacción negativa a ser forzada o persuadida a hacer algo porque siente que su libertad de elección y alternativas está siendo restringida, y a menudo termina haciendo exactamente lo que antes no pensaría hacer.

Cómo usarla

Ya sea que lo uses para el bien o para el mal, así es como puedes usar la psicología inversa en tus relaciones:

Paso 1

Cuando desees convencer a alguien para que se ponga de tu lado del argumento o acepte cierta actividad, comienza plantando la semilla de tu elección. Les ofreces opciones relacionadas con lo que quieres que hagan.

Paso 2

Revisa la idea varias veces. Haz preguntas sobre las opciones que presentaste y ten una idea de cómo se siente tu pareja sobre haber elegido la opción que tu querías.

Si se trata de llevarlo a algún lugar, habla acerca de amigos que han tomado la misma decisión que él y cómo lo han disfrutado.

Paso 3

Luego de entusiasmarlo con la idea que quieres que haga, comienza a decir cosas como “probablemente sea mejor que hagamos otra cosa”, entonces él comenzará a repensar esa perspectiva y reconsiderará la opción principal.

Paso 4

Una vez que haya decidido por lo que tu querías, presiona un poco diciendo que tu querías otra cosa. Él terminará por solidificar su elección. Así habrás ganado.

Ejemplos

Revisemos algunos ejemplos de psicología inversa:

Ejemplo 1: Quieres que tu esposo sea mucho más limpio

Lo que haces usualmente es regañar, pelear y usas todas las técnicas de persuasión posibles para que limpie y se asee, pero fue en vano.

Eventualmente terminas limpiando después de él.

Aplica psicología inversa:

Digamos que tus amigos vendrán o que habrá invitados, y que no está todo limpio como de costumbre, en lugar de pedirle y pelear con él, dile: “Me doy cuenta de que te he estado pidiendo que hagas algo con lo que no te sientas cómodo y que debería aceptar más tus formas.

No me gustaría que te molestaras constantemente. Así que de ahora en adelante te dejaré ser. De hecho, ahora que los invitados están llegando, finalmente podremos pasar un buen rato sin todos estos sentimientos negativos, y si alguien pregunta, simplemente les pediré que te dejen ser”.

Cómo funciona:

Usa, tu tono es tranquilo, no estás enojado o siendo exigente, esto en sí mismo es un cambio de las emociones negativas de antes así que él se verá obligado a pensar en lo que estás diciendo, y no la forma en que lo estás diciendo; finalmente, al proporcionar una opción desagradable (en este caso, que sus amigos vendrán y verán la casa un desastre), lo obligará a pensar en la opción menos desagradable, es decir, limpiar.

Ejemplo 2: Quieres que tu esposa esté lista a tiempo

Usualmente te la pasas haciéndole comentarios sarcásticos y burlas, gritas con ira y haces una escena cuando no está lista a tiempo.

Aplica psicología inversa:

Digamos que te reunirás con algunos amigos para cenar, esto es lo que debes hacer: ser exactamente lo opuesto a su hiperactividad y adquirir una personalidad tranquila y serena.

Prepárate a tiempo y siéntate con calma. Luego dile que les has dicho a tus amigos que comiencen sin ti. Digamos que te pregunta ¿por qué? Tú responderás que les dijiste que simplemente no es posible que estés listo a tiempo (esto no será una mentira, realmente lo harás). Entonces, en lugar de enojarse, es mejor que no esperen que llegues a tiempo.

Cómo funciona:

No le estás gritando o acusándola, simplemente estás diciendo cuál es la verdad y cuando ella escuche la verdad (que no hay una razón apremiante para que no esté lista a tiempo), se verá obligada a pensar en ello.

Además, sabiendo que tus amigos ahora piensan que ella siempre llega tarde, querrá cambiar su opinión llegando a tiempo; y finalmente, puede estar enojada contigo por decirle esto a tus amigos y querrá estar lista a tiempo solo para demostrar que estás equivocado.

Ejemplo 3: Quieres que tu novio vaya a un evento

Usualmente tu novio se pone muy terco cuando se trata de eventos sociales, sin hacer ningún esfuerzo para ir y retroceder en el último minuto, y terminas dejándolo solo o suplicando o discutiendo.

Aplica psicología inversa

Cuando uses psicología inversa en tu novio, es importante que no uses ninguna amenaza emocional o chantaje, él lo leerá antes de lo que pienses.

En lugar de suplicar y rogar o usar amenazas, simplemente entabla una conversación y di: “X estaba preguntando si íbamos a la fiesta de Y, dije que no lo harías. Ella preguntó si tienes algún trabajo urgente por perder la función, y le dije que no te gustan las fiestas y que preferirías pasar tu tiempo sentado en casa. Y luego se echó a reír y dijo que no sabrías cómo comportarte en la fiesta de ninguna manera porque nunca asistes a ninguna”.

Cómo funciona:

Al usar un ejemplo de tu amigo y al expresar tus puntos de vista sobre él, has llevado el problema más allá de los parámetros de ustedes dos y al mundo.

Agitado por sus palabras y su opinión sobre la incapacidad de asistir y mostrar un comportamiento apropiado en una fiesta, tu novio se preparará para mostrar que no solo puede asistir a la fiesta sino que también está en su mejor momento social y encantador.

Acerca de

Dia García

Licenciada en Letras mención Historia del Arte, escritora creativa e investigadora con buena experiencia en escritura web.

Dejar un Comentario