Trastornos

Cómo saber si tienes un trastorno de alimentación

Escrito por Dia García

El mundo nos ha enseñado a preocuparnos más por la apariencia de lo que debiera. A menudo, el cine, la televisión y el resto de medios de comunicación nos bombardean con imágenes de personas tan perfectas que hace sintamos envidia y queramos tener esos cuerpos.

Y no está de más decir, que las personas juzgan también por la apariencia, lo que nos lleva a contraer una serie de disconformidades e inseguridades con nuestra apariencia que nos lleva a hacer dietas estrictas y ejercicios exagerados para mejorar nuestra apariencia.

Los jóvenes y adolescentes tienden a ser los más afectados ya que son los más susceptibles a los comentarios sobre la apariencia.

Sin embargo, el problema no radica en la dieta, o en el ejercicio, sino en la manera como combines estas cosas que pueden llevarte a un trastorno alimenticio seguro. Y si aún no sabes identificar si tienes un trastorno de alimentación, te lo contamos a continuación.

Los trastornos alimenticios son enfermedades mentales complejas. Cualquiera, sin importar su edad, género o antecedentes, puede desarrollar uno. Algunos ejemplos de trastornos alimentarios incluyen bulimia, trastorno por atracón y anorexia. No existe una causa única y las personas pueden no tener todos los síntomas de un trastorno alimentario.

Muchas personas son diagnosticadas con “otro trastorno específico de alimentación o alimentación”, lo que significa que sus síntomas no coinciden exactamente con lo que los médicos verifican para diagnosticar el trastorno por atracón, anorexia o bulimia, pero no significa que no sea algo que pueda tornarse en serio.

También es posible que los síntomas de alguien al igual que su diagnóstico, cambien con el tiempo. Por ejemplo, alguien podría tener anorexia, pero sus síntomas podrían cambiar más tarde y convertirse en un caso de bulimia.

Los trastornos alimentarios pueden ser difíciles de identificar. Así que si te preocupa que tú o un ser querido esté luchando con un trastorno alimentario, te ayudaremos a identificar los tipos más comunes de trastornos alimenticios y los signos y síntomas que te ayudaran a confirmarlo.

Tipos de Trastornos

Los trastornos alimenticios más comunes son:

Anorexia Nerviosa

La anorexia es un trastorno alimentario y una grave condición de salud mental. Las personas que tienen anorexia intentan mantener su peso lo más bajo posible. Lo hacen al no comer suficiente comida o hacer demasiado ejercicio, o ambos. Esto puede enfermarlos rápidamente porque comienzan a morir de hambre.

El síntoma principal de la anorexia es perder mucho peso o mantener su peso corporal mucho más bajo de lo que es saludable para su edad y altura.

Bulimia

La bulimia es un trastorno alimentario y una afección de salud mental. Los hombres y las mujeres de cualquier edad pueden contraer bulimia, pero es más común en mujeres jóvenes y puede comenzar en la adolescencia media o tardía.

Los principales signos de bulimia son comer una gran cantidad de alimentos en muy poco tiempo para luego eliminarlos a través del vómito, por el consumo excesivo de laxantes y por el ejercicio extremo.

Trastorno por atracón

El trastorno de atracón compulsivo o BED, por sus siglas en inglés, implica comer regularmente grandes porciones de comida de una vez hasta que te sientes incómodamente lleno.

Esto a menudo es seguido por sentimientos de malestar o culpa. Los atracones a menudo se planifican por adelantado y la persona puede comprar alimentos “especiales”. El síntoma principal del trastorno por atracón es comer cantidades muy grandes de alimentos en poco tiempo. Esto a menudo se realiza de forma descontrolada.

Una de las maneras en la que puedes identificar a una persona que sufre de este problema es por los siguientes signos:

  • Lo encuentras comiendo mucha comida, muy rápido.
  • Lo encuentras tratando de ocultar cuánto come.
  • Lo encuentras almacenando suministros de alimentos.
  • Lo ves haciendo ejercicios de manera excesiva.
  • Observas cambios frecuentes en su peso.

Signos

La anorexia nerviosa, la bulimia y los trastornos por comer en exceso pueden tener numerosas combinaciones de signos, síntomas y causas.

Además, varios otros trastornos de la alimentación y la imagen corporal están estrechamente relacionados con la anorexia y la bulimia, incluida la ortorexia, el trastorno dismórfico corporal y la adicción al ejercicio.

Muchas personas que sufren de trastornos alimentarios no muestran signos externos, pero aún experimentan sentimientos internos abrumadores que los impulsan a confiar en los síntomas para controlar el dolor intenso, la ansiedad u otras emociones problemáticas.

Los trastornos alimentarios no son una fase de la adolescencia o una expresión de vanidad. Es crítico que una víctima busque tratamiento médico para los trastornos alimentarios al primer signo de síntomas. La investigación muestra que una intervención temprana y adecuada conduce a los mejores resultados clínicos.

Los comportamientos alimentarios desordenados se interponen en el camino de la experiencia saludable del desarrollo emocional, social y espiritual, y evitan que la víctima viva una vida plena.

No son esfuerzos normales para comer sano, y requieren un tratamiento profesional para el trastorno alimentario. Los comportamientos asociados con los trastornos alimentarios pueden incluir:

  • Adhesión constante a dietas cada vez más estrictas, independientemente del peso.
  • Viajes habituales al baño inmediatamente después de comer.
  • Consumir en secreto grandes cantidades de comida.
  • Acumular grandes cantidades de comida.
  • Aumento del consumo de laxantes, diuréticos o píldoras de dieta.
  • Hacer ejercicio compulsivamente, a menudo varias horas por día.
  • Usar medicamentos estimulantes recetados o drogas estimulantes ilícitas para suprimir el apetito.

A pesar de los diferentes síntomas, los trastornos alimentarios comparten raíces comunes que dependen de la genética, los factores ambientales, el historial médico, las experiencias de vida y la presencia de trastornos psiquiátricos y adictivos concurrentes. Los signos comunes de los cambios emocionales asociados con tener un trastorno alimentario son:

  • Retirada de amigos y familiares, particularmente después de preguntas sobre su enfermedad o efectos secundarios físicos o resultados médicos visibles.
  • Evitar las comidas o situaciones donde los alimentos pueden estar presentes.
  • Preocupación por el peso, el tamaño y la forma del cuerpo, o aspectos específicos de la apariencia.
  • Obsesionarse por la ingesta de calorías y las calorías quemadas a través del ejercicio, incluso cuando la persona puede estar perdiendo cantidades significativas de peso.

Acerca de

Dia García

Licenciada en Letras mención Historia del Arte, escritora creativa e investigadora con buena experiencia en escritura web.

Dejar un Comentario