Inteligencia

Consejos para una comunicación asertiva

Escrito por Dia García

Es de vital importancia comprender lo que significa tener la capacidad para comunicarnos de manera asertiva. La comunicación asertiva es una habilidad que está conformada por un grupo de técnicas que nos permiten llegar al resto de personas de una manera mucho más eficiente sin ser algo agresivo.

Si de un día para otro, pasas a usar la asertividad en tus conversaciones, estas pueden verse violentas y no hay garantía de que tendrás éxito, aunque lo hagas de la manera adecuada. Lo mejor, es seguir algunas pautas para que puedas garantizar los mejores resultados posibles. Dicho esto, en el siguiente post te daremos algunos consejos para una comunicación asertiva eficaz.

Qué es la comunicación asertiva

Es la capacidad que tiene una persona para expresar todos sus sentimientos e ideas tanto negativas como positivas, de forma sincera, directa y abierta. Esto, reconociendo y respetando no solo nuestros deberes y derechos sino también los de los demás.

La comunicación asertiva nos permite responsabilizarnos por nuestras propias acciones y no ayuda a evitar el estar juzgando a los demás. Asimismo, nos permite lidiar mucho mejor con los problemas del día a día y a encontrar soluciones más satisfactorias a cualquier situación. Sin duda, se trata de una herramienta que nos ayuda en nuestro crecimiento y éxito personal.

Consejos para una comunicación asertiva

Muchas veces sin darnos cuenta usamos la comunicación asertiva, sobretodo en esos momentos de vulnerabilidad o cuando nos sentimos inseguros de nosotros mismos. Sin embargo, los momentos en los que la usamos muchas veces no son los más indicados. Lo mejor es aprender a aplicar este tipo de comunicación de manera correcta.

La comunicación asertiva nos permite intercambiar viejos patrones de comportamiento por un enfoque más positivo de la vida. Y ahora que tenemos en nuestras mentes lo que significa la comunicación asertiva, veremos algunos consejos para aplicarla de forma correcta y eficiente.

Ensaya tu comportamiento

Puede que te parezca una locura pero realmente funciona. Intenta practicar quizás frente a un espejo, cómo quieres lucir y sonar.

Afirma repetidamente

Esta técnica de asertividad te permite sentirte cómodo al ignorar las trampas verbales manipulativas, el cebo argumentativo y la lógica irrelevante mientras te aferras a tu punto.

Lo único que tienes que hacer en mantenerte enfocado en el tema de conversación y repetidas veces haz afirmaciones sobre lo que te estén diciendo.

En lugar de ser tajante argumenta

Cuando sostengas una conversación y afirmes algo, busca siempre argumentar y no solo hacer una imposición sobre algún punto, verás que de esta manera ambas partes se sentirán más cómodas al hablar.

No juzgues ni coloques etiquetas

Lo peor que podrías hacer es conversar con alguien y estar colocando etiquetas. Deja los prejuicios y las suposiciones en una conversación.

Solo habla lo que sabes, y si piensas argumentar algo sobre alguna persona que no está presente, hazlo sin parecer que la juzgas. De esta manera no te arriesgas a que te tomen mal. Siempre reconoce las diferencias de los demás y respétalas.

No dejes que tus emociones te controlen

Sin duda, no podemos evitar que nuestras emociones nos invadan en algún momento. Pero definitivamente, podemos mantenerlas a raya. Sin importar el giro de la conversación, no dejes que las cosas se salgan de control.

Sé empático

Intenta ponerte en los zapatos de la persona con la que hablas. Dirígete a ella como querrías que se dirigiera a ti. Busca ser amigable, honesto y respetuoso y verás como la conversación se convierte en todo un deleite.

Acerca de

Dia García

Licenciada en Letras mención Historia del Arte, escritora creativa e investigadora con buena experiencia en escritura web.

Dejar un Comentario